Betina Barrios Ayala

¡Píntate!

In Opinión on marzo 27, 2012 at 8:31 am

Sin ganas de hablar de política venezolana actual ni de caerle a críticas infinitas al gobierno rojo – ni la menor gana -; hay que aceptar que venga de donde venga el comentario, la situación económica de nuestro país es un completo desastre. No la vamos a llamar buena o mala, simplemente es desastrosa. Trabajamos y trabajamos para que llegue la noche y nos pese en la espalda un ladrillo de angustias por no poder controlar esto que nos pasa y que no escapamos NINGUNO. Nuestros amigos, conocidos, familiares y nosotros mismos como venezolanos, somos una mata de nervios a diario por este taladro mental de la inseguridad y la mala situación.

Y es que la inseguridad es un tema económico y de degeneración social. Somos un país lleno de gente maravillosa que está perdiéndose en la miseria. No es mi estilo ser pesimista ni tampoco es mi objetivo, pero es muy doloroso sentirse así. Todo venezolano sufre. Sufre con la certeza de que su trabajo no vale nada porque su sueldo no le alcanza para vivir. Esas cuentas comparativas entre salario mínimo y cesta básica que no tienen ni pies ni cabeza: necesitas que te paguen 5 veces lo que ganas para comprar comida. ¿Un carro nuevo?, 180 millones mínimo; ¿Una casa?, no tengo idea, no tengo el valor de buscarlo.

¿Cómo podemos vivir así?

Si no es el tráfico, son los malandros; sino es el sueldo, también la escasez y además cadenas nacionales de radio y televisión donde se escuchan propuestas “inéditas” de un gobierno que nos tiene profundamente agotados. No voy a enceguecerme ante la realidad: es verdad que el mundo entero está en crisis, pero lo que pasa aquí está fuera de control. ¿A dónde se han ido nuestros valores? ¿Dónde está ese país en el que se puede soñar? Los jóvenes estamos cansados y aún estamos empezando a vivir. ¿Qué puedo decir de muchas madres o padres que tienen más de 30 años trabajando? La meta está lejos. No importa la edad, ni el sexo, ni la orientación política. Si seguimos por donde vamos la cosa no pinta bien. ¿Por qué no le damos una oportunidad al cambio?

No se trata de hacer campaña o de ir en contra de lo que escribí primero de no querer hablar de política. Pero así son las cosas, todo país tiene un gobierno. Nosotros tenemos un tipo de estos en el que podemos elegir. Seamos responsables, seamos conscientes. Participemos, votemos. El cambio está en nosotros. El poder electoral no es un juego, es una responsabilidad. Ya no es un tema de política o sí Hugo se queda o se va. Es que es necesario desechar lo que no sirve. No me importa la cuarta, ni la segunda, ni la décima. La quinta ya ha demostrado ser un total y absoluto fracaso. El tema económico es abrumador y es un motor acelerado hacia la pésima calidad de vida. Fuera la indiferencia que ninguna república pasada nos ha satisfecho.

VOTA.

A votar gente que nos está gobernando el cansancio. Cada quien tiene el poder de transformar su vida. El triunfo sólo se obtiene agarrando al toro por los cachos. ¿Nos cansamos de hablar de política?

No hay nada de que hablar.  ¡Píntate de morado!

Anuncios
  1. No hay realidad mas cierta! El voto es la única arma que tenemos, hay que votar porque sí!

  2. Excelente!!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: